Hockey sobre cesped

 

HISTORIA

Aunque se tienen registros de juegos con palos y pelotas que datan de hace ya 4000 años, en Egipto, el hockey moderno se empezó a practicar en Inglaterra a mediados del siglo XIX, como tantas otras disciplinas. El deporte se expandió gracias al ejército inglés, que llevaba la actividad a las colonias del imperio.

La magnitud que logró alcanzar en estos países fue determinante para que fuera incluida, por primera vez, en los Juegos, justamente en Londres 1908. A pesar de esto, hasta la creación de la Federación Internacional de Hockey (FIH), en 1924, la disciplina se mantuvo inestable dentro del programa. Ámsterdam 1928 marcó el regreso definitivo del hockey a la cita olímpica. Las mujeres tuvieron su prueba recién en Moscú 1980.

 

NATURALEZA DEL DEPORTE

El hockey consiste en el enfrentamiento entre dos equipos de 11 jugadores cada uno, que tienen la intención de marcar, utilizando nada más que un palo, mayor cantidad de goles que el equipo contrario. El tiempo de juego está dividido en cuatro cuartos de 15 minutos. Hay dos minutos de descanso entre el primer y segundo cuarto, y entre el tercero y el cuarto; a mitad de partido, entre el segundo y tercer cuarto, hay 10 minutos de intervalo.

El campo de juego tiene 91.40 metros de largo y 55 de ancho. Los goles sólo son efectivos si se marcan dentro del área de portería (14.63 metros). No se puede tocar la bocha con ninguna parte del cuerpo. La pelota tiene que jugarse al ras del piso y sólo está permitido elevarla si no hay ningún jugador a menos de cinco metros o es un tiro al arco.

VER NOTICIAS DE HOCKEY SOBRE CÉSPED