Futbol

 

HISTORIA

Los orígenes del deporte más popular del mundo se remontan a la Antigua China, entre los siglos I y III antes de cristo, épocas de la dinastía Han. En ese entonces existía un ejercicio militar llamado “Ts’uh Kúh”, que consistía en lanzar una pelota de cuero rellena de plumas y pelos hacia una red sostenida por varas de bambú. Otros juegos similares que pueden haber derivado en el fútbol tuvieron lugar en Grecia y Roma durante la Edad Media, los que se practicaban en un terreno rectangular con límites definidos y con dos equipos que buscaban mandar la pelota a la otra mitad del campo, utilizando solamente los pies.

Aun así, el fútbol moderno nació en Inglaterra. La historia de este deporte está estrechamente ligada con la del rugby, con el que conformó una misma disciplina durante mucho tiempo. Fue recién en el año 1863 cuando ambos deportes empezaron a tomar caminos separados. Esto se dio producto de la creación de la “Football Association” (Asociación de Fútbol de Inglaterra), que estableció las primeras reglas para que el fútbol pueda ser practicado en escuelas.

Poco tiempo después, en 1871, se jugó la primera competencia del mundo, la FA Cup, que sigue disputándose a día de hoy. El deporte creció exponencialmente en muy poco tiempo, consiguiendo gran popularidad en todos los rincones del planeta. En 1904 se fundó la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA), que sirvió de gran apoyo para la inclusión del deporte en los Juegos de Londres 1908. Aunque se tuvo la intención de crear la primera competencia por países en 1906, no fue hasta 1930 que se creó el Campeonato del Mundo. La prueba femenina se agregó al programa olímpico recién en 1996, en los Juegos de Atlanta.

 

NATURALEZA DEL DEPORTE

Dos equipos de 11 jugadores se enfrentan con el objetivo de lanzar la pelota dentro de la portería adversaria, sin utilizar los brazos y las manos de manera intencional. Sólo el arquero puede tocar el balón con cualquier parte del cuerpo, pero debe hacerlo dentro de su área. El conjunto que mayor cantidad de goles haya anotado al término del partido, resultará ganador.

Los encuentros tienen una duración de 90 minutos, los cuales son divididos en dos tiempos de 45 minutos. El campo de juego puede tener entre 90 y 120 metros de largo y entre 45 y 90 metros de ancho.

Desde Barcelona 1992, los Juegos Olímpicos sólo permiten conformar selecciones masculinas con jugadores sub 23, con la posibilidad de agregar tres jugadores sin límite de edad en cada uno. La modalidad femenina no establece ningún límite de edad.

 

VER NOTICIAS DE FÚTBOL