Gimnasia artística

Está creciendo… Y hay que dejarla crecer

Está creciendo… Y hay que dejarla crecer

Fue una de las grandes figuras de los Juegos Sudamericanos de Cochabamba 2018. Apenas una de las tres atletas que logró seis medallas en el torneo. Tuvo que sortear los obstáculos más duros para alcanzar esta marca. De hecho, en el All around, dejó atrás a dos finalistas de Río 2016. Acá, en Cinco Anillos, la historia de Martina Dominici.

Una de las grandes figuras argentinas en Cochabamba 2018. Crédito: Ricardo Bufolin

Todo vestido de celeste… Y algo de azul. Apenas si alcanza a verse el piso verdadero, de tono verdoso. Esa es la primera imagen que entrega el gimnasio del CeNARD apenas uno atraviesa la puerta de entrada. A diario, no menos de 20 deportistas y 5 entrenadores completan el paisaje. Desde hace un año, todos disfrutan las colchonetas y aparatos marca Spieth (alemana), que no sólo fueron un lavado de cara estético para el gimnasio sino una apuesta más que importante para que los atletas puedan entrenar como lo hacen las grandes potencias de esta disciplina.

En el fondo, ella corre de un lado a otro. Brinca, se contorsiona, apoya sus manos en el “caballo”, gira y cae sobre copos de goma espuma, con la misma sonrisa que lo haría cualquier chico/a en el mundo. Claudio, su coach de esa mañana, corrige en detalle. Ahora, en lugar de una sonrisa hay una mirada seria y atenta. Hay que repetirlo. Lo hará por enésima vez en la semana.

La inquieta Martina Dominici forma parte del paisaje, de esa primera observación que se tiene al ingresar al gimnasio… Poco a poco su presencia empieza a ganar preponderancia. Apenas tiene 16 años y un puñado de meses en la categoría de adultos. Todavía no es mayor de edad. Aún necesita autorización de sus padres para poder tomar el avión que la llevará a su próximo torneo. Sin embargo, no necesitó el aval de nadie para quedarse con seis medallas en los Juegos Sudamericanos de Cochabamba 2018.

Su metro cuarenta y cuatro fue suficiente para convertirse en una de los tres atletas en ganar seis preseas en este certamen. Única en gimnasia artística. De hecho, su oro en All around rompió una racha de 20 años, desde el último primer puesto de Argentina en esa modalidad. Hay que viajar a 1998. A Ecuador. A Cuenca más precisamente. Allí encontraremos a Melina Sirolli, dueña de cinco podios en aquel evento, entre los que se destacan dos doradas, en All around y Suelo. Un pedazo de historia.

“Estoy muy contenta, muy orgullosa por los resultados y por haber aportado medallas para Argentina. La verdad, no me esperaba ganar tantas. Sí apuntaba a una individual y por equipos pero no más. De hecho, en All around sabía que podía estar en el podio, me tenía confianza, pero no para lograr el primer puesto”, explica Martina Dominici en el CeNARD, después de su práctica matutina. La joven porteña no le escapa a la realidad: fueron sus primeros Juegos Sudamericanos.

Una de las tres deportistas en ganar seis medallas en Cochabamba 2018. Crédito: COA.

En total se llevó cuatro bronces, uno en cada aparatos (Viga, Salto, Suelo y Barras Asimétricas), una medalla de plata en la competencia por equipos y el oro un All around, la modalidad que nuclea los cuatro aparatos. Para ello tuvo que superar a las brasileñas Flavia Saraiva y Jade Barbosa. Es decir, dos deportistas que fueron finalistas en el último Juego Olímpico. Saraiva, de 18 años, llegó a las definiciones de All around y Viga en Río 2016, pero no compitió en la primera para poder estar descansada para la segunda. Barbosa fue quien la suplantó.

Pero no sólo eso, Dominici obtuvo la medalla dorada gracias a un puntaje de 53.100. Esta marca la hubiera dejado en el puesto 43 en la cita olímpica brasileña. Mejor que otras 19 gimnastas. Apenas 16 años y con un registro dentro del Top 50 en el mundo. “Cuando escucho esta clase de cosas me pongo un poco nerviosa. Pero sé que realmente veré mi nivel en el próximo Mundial. Recién ahí me voy a poder medir con las mejores”, reflexiona sin prisa.

Las estadísticas sólo sirven para contextualizar su enorme labor en Bolivia. Está claro que la joven radicada en Capital Federal apenas está dando sus primeros pasos. De hecho, Cochabamba fue su primer torneo oficial en la categoría Mayores, si bien ya había competido en selectivos y en torneos amistosos como L’International Gymnix (Canadá) y Pacific Rim (Colombia). “En el momento ya me di cuenta que había logrado algo muy importante. Todo el grupo festejó conmigo y la verdad que estuvo buenísimo”, destacó la hija de Mercedes Iglesias y Fernando Dominici.

Quizá todavía no sea tan consciente de lo que logró. Tal vez, inmersa en la vorágine deportiva, ya esté enfocada en el selectivo para el Panamericano de este año, en Lima (Perú). O incluso en el clasificatorio para el Mundial de Qatar, que será en agosto. Los Juegos Olímpicos de la Juventud no están en su radar porque la gimnasia sólo tendrá atletas que cumplan 15 años en este 2018. Así y todo, quizá el doble turno en el CeNARD ni siquiera la deje pensar tanto en el futuro. El presente nos muestra una pequeña crack, que todavía está creciendo. Y seguramente lo mejor que podemos hacer es eso… Dejarla crecer.

LA ABUELA… LA GRAN CULPABLE

Especialista en Salto y algo reticente con la Viga, Martina Dominici todavía no sabe por qué su abuela la llevó a hacer gimnasia artística a los seis años. Lo cierto es que ya pasó una década desde que entró al Club Círculo Gimnástico Norte, aquel lugar que le cambió la vida. No sólo por el hecho de comenzar a practicar un deporte que hoy ocupa gran parte de sus días, sino porque ahí también se encontró con Agustina Mignone, su entrenadora desde entonces: “Ella estaba con el equipo más grande del club. Al principio yo tenía otras profesoras, pero a medida que fui avanzando, empecé a formar parte de su grupo”, explicó Dominici.

A los diez años se federó y también comenzó a entrenar en el CeNARD. En un principio, sólo por la tarde. Por eso abandonó el colegio Las Esclavas del Sagrado Corazón de Jesús, en Belgrano, y se vistió de azul oscuro en el Instituto Santa Ana y San Joaquín, sobre la calle Libertador. “Me cambié porque era sólo a la mañana. Podía salir de ahí y venirme a entrenar al CeNARD”, cuenta con naturalidad. Con sólo diez años, la gimnasia artística ya ocupaba una gran parte de su vida. “Ahora –retoma– estoy haciendo el colegio por Internet, por el tema de los viajes y las faltas. Empecé el año pasado en SEADEA (Sistema de Educación a Distancia del Ejército Argentino), donde sólo tenés que presentarte a rendir dos veces al año”.

Junto a Agustina Mignone, su entrenadora desde los seis años. Crédito: COA.

MARTINA DOMINICI, POR SU ENTRENADORA

“Con ella hemos construido una relación excepcional, de confianza y crecimiento continuo. Primero en lo personal y después en lo deportivo”, comenta Agustina Mignone, que forma parte de la vida de Martina Dominici desde hace diez años.

Si bien Cochabamba 2018 fue una “experiencia inolvidable” para ambas, el análisis de la entrenadora va más allá de las medallas: “A mí lo que más me importa es su rendimiento a nivel general. Si ella está bien anímica y físicamente, va a tener un rendimiento positivo, pese a que todos podemos tener un día flojo. En general, cuando se trabaja como lo hace ella, es más difícil tener una mala jornada”.

Por eso no es ilógico que para ella, conocedora al detalle de lo que puede ofrecer su pupila, las seis distinciones de Martina en Bolivia no fueran una sorpresa: “No me sorprendieron porque su fortaleza es estar convencida en que puede lograr grandes cosas. Ese límite no se lo pongo nunca. Puede conseguir lo que se proponga, en la medida que se esfuerce, y sea coherente su deseo con lo que haga para lograrlo”.

Gimnasia artística
@g_deltorto

Periodista - Si le metés el 100% a algo, lo podés conseguir. Pero tiene que ser el 100% - ¿Mi objetivo? París 2024.

More in Gimnasia artística

Subcampeones sudamericanos

Redacción 5A5 diciembre, 2017

La lesión es pasado: Ayelén Tarabini, lista para el Panamericano de Lima

Gastón Del Torto10 agosto, 2017

La gimnasia artística, casi lista para Tokio 2020

Gastón Del Torto2 enero, 2017

Argentina se trajo diez medallas de Lima

Gastón Del Torto21 noviembre, 2016

Diez argentinos competirán en el Sudamericano de Lima

Gastón Del Torto16 noviembre, 2016

Experiencia y medallas, en un gran 2016

Gastón Del Torto2 noviembre, 2016

Argentina cerró el Sudamericano con 13 nuevas medallas

Gastón Del Torto31 octubre, 2016

Siete medallas en el Sudamericano de Cochabamba

Gastón Del Torto29 octubre, 2016

Los juveniles argentinos, presentes en Cochabamba

Agustín Ares28 octubre, 2016